Descubre toda la fauna y flora de Islandia

Fauna islandia

La industria del turismo en Islandia representó aproximadamente el 50 % del crecimiento del PIB del país entre el año 2012 y 2016. La isla está viviendo un auténtico boom turístico que la sitúa en el foco de atención de muchos amantes del turismo de naturaleza. A continuación, os mostramos algunos detalles sobre la fauna de Islandia.

Fauna de Islandia, el espectáculo de avistar ballenas

La fauna y la flora de Islandia están adaptadas a las condiciones climáticas que reinan en la isla. Dos de los animales más emblemáticos de este país son las ovejas, que ofrecen lana de calidad muy apreciada; y los caballos, animales que han permanecido prácticamente sin cambios genéticos desde el siglo XI, cuando los pobladores locales prohibieron la importación de caballos de otros territorios para asegurar la pureza en la raza. En la actualidad se calculan que conviven 80 000 equinos que pastan libremente por la isla.

Otro de los atractivos faunísticos en Islandia es el avistamiento de ballenas. Los turoperadores más cotizados ofrecen excursiones que se introducen mar adentro para disfrutar de estos mamíferos marinos, y de manera tan cercana que casi se pueden tocar. Las excursiones parten desde lugares como ReikiavikKeflavik, Snaefellsnes o Husavik, conocida como La Capital de las Ballenas.

Grandes mamíferos terrestres y aves islandesas

Para admirar la fauna en tierra firme, es conveniente el desplazamiento al este de la isla, lugar idóneo para observar visones, renos o zorros árticos. A su vez, las costas este, oeste y norte de la isla son escenarios ideales para avistar focas y descubrir la fauna de Islandia.

Dejando a un lado los mamíferos, Islandia destaca también por su riqueza faunística en aves. Los amantes de la ornitología pueden contemplar casi un centenar de pájarosánsares y el divertido frailecillo.

Los insectos no son tan numerosos como en otras áreas más templadas, y tampoco hay reptiles o anfibios. Sin embargo, el calentamiento global está permitiendo que cada vez más insectos soporten el ya no tan frío clima islandés.

Islandia, una isla volcánica que impide el crecimiento vegetativo

Estos condicionantes, el cambio climático y el calentamiento global, hacen que la isla sea un territorio cada vez más accesible. Si hace años lo habitual era conocer Islandia en los meses centrales del año, en la actualidad el viajero contempla la posibilidad de pasar una temporada en el país en cualquier época del año, y desde aquí os invitamos a ello.

Al fin y al cabo, en Islandia todo es adaptación al medio. Flora y fauna están muy determinadas por las condiciones climáticas de la isla y la propia actividad volcánica. A esto se suman los glaciares, que ocupan un 11 % de todo el territorio.

Solo un cuarto de la superficie total de la isla presenta una capa continua de vegetación. La presencia de árboles es casi nula por la acción del pastoreo (de ahí la cantidad tan elevada de ovejas y caballos), así como por la deforestación masiva llevada a cabo por los vikingos hace siglos.

La fauna y flora de Islandia son un atractivo más para conocer la isla. Déjate sorprender por orcas, ballenas o focas, disfruta con los curiosos frailecillos y descubre el agreste territorio volcánico de este increíble país.

Descubre más curiosidades y guías en este blog.